Intereses políticos de AMLO con el Ejército frenan justicia para Ayotzinapa: Vidulfo Rosales

46
Acusó al presidente, López Obrador, de tener compromisos políticos con la Sedena

CIUDAD DE MÉXICO.- El abogado de los padres de los 43 normalistas desaparecidos de Ayotzinapa, Vidulfo Rosales Sierra, criticó que la Unidad Especializada de la Fiscalía General de la República (FGR) encargada del caso, dirigida por Rosendo Gómez Piedra, se niegue a solicitar a un juez federal la reactivación de órdenes de aprehensión contra 16 militares.

El asesor legal señaló que esta negativa representa un retroceso del Gobierno federal en el caso Ayotzinapa, además acusó al presidente Andrés Manuel López Obrador de tener compromisos políticos con la Secretaría de Defensa Nacional (Sedena), lo que dificulta la investigación y la búsqueda de justicia para la tragedia de Iguala.

Al realizar un balance a casi nueve años de la desaparición de los 43 estudiantes de la normal de Ayotzinapa, explicó que vieron un avance hasta el 2021, cuando se lograron las identificaciones de dos estudiantes y se dio con los restos de algunos de ellos.

Recordó que fue en ese año cuando se libró el mayor número de órdenes de aprehensión, y después se estaba perfilando una investigación importante que se vino a terminar en el 2022.

Dijo que el problema es que esa investigación fue derivando hacia la responsabilidad del Ejército mexicano, o que contemplaba a elementos del Ejército mexicano.

Rosales Sierra reprochó que a partir de entonces se fue avanzando a “cuenta gotas” en algunos aspectos. Por ejemplo informó que se admitió la revisión de los archivos en los que se encontraron más elementos que colocaron al Ejército como responsable.

Denunció que el diagnóstico que tienen es que el presidente, Andrés Manuel López Obrador, “tiene compromisos de tipo político de muy alto nivel” con la Sedena y por eso pasa por encima del caso Ayotzinapa. Es decir, “se hipoteca el caso Ayotzinapa por los compromisos políticos”.

El abogado añadió que para el mandatario, el caso Ayotzinapa, “pone en riesgo esos compromisos políticos que tiene con el Ejército mexicano y no los va a arriesgar, entonces, para él, es más fácil sacrificar la verdad del caso Ayotzinapa que romper un compromiso político con las fuerzas armadas”.

Advirtió que de parte de los padres “no vamos a quitar el dedo del renglón, porque para nosotros el nudo del caso Ayotzinapa, para desatar y esclarecerlo, no está en otro lado, está ahí”.

Finalmente, insistió en que lo principal es sacar los archivos de la Sedena, porque todos los datos de prueba ahí están, “el Ejército mexicano tuvo conocimiento de todo lo que pasó de principio a fin”.